16:57:00

¿Y ustedes dos qué hacen aquí?

Publicado por El Chufla® |




Hace más de 20 años que se hizo la película Amanece Que No Es Poco, obra maestra y de culto del cine surrealista y absurdo y puede ser casualidad, pero cada vez veo más cosas en nuestro Hospital de ese mundo grotesco y pintoresco que invento Jose Luis Cuerda.

Las cosas en nuestro hospital son distintas e incluso raras de cojones. Se han hecho desmanes que rozan la alegalidad como “la supervisión de la fotocopia”, las “guardias dobles” o los cursos dados siempre a la ¿misma empresa?. Se han vivido situaciones esperpénticas como la “planta virtual”, la falta de cuarto de paradas o la forma de aplicar y entender los aislamientos. Todas ellas impensables en cualquier otro sitio, pero que son de lo más normal en nuestro hospital.

También tenemos nuestros “frikis”, como en el pueblo de la película, cada cual que piense en los que quiera. Por tener, tenemos hasta un cura con el mismo éxito que el del pueblo.

 Incluso en nuestro hospital mas de un supervisor alguna vez le dijo a la antigua directora de enfermería, como le decían al alcalde del pueblo de la película: "Que todos somos contingentes, pero tú eres necesaria"…. Necesaria hasta que la echaron, habría que añadir.

Hasta como en la película, en las zonas de más trabajo de campo, nacen malas hierbas, que en la película son hombres y en nuestro hospital “sindicalistas”

Y el colmo de todo esto ha sido la reciente llegada de la Sra. Gerente y del flamante nuevo subdirector del Área. Como si de los protagonistas de la película se tratara, Teodoro y Jimmy, han llegado en sidecar al hospital pensando que era un lugar distinto al que es. Un lugar apacible y tranquilo donde pasar un tiempo de sosiego y serenidad para esperar futuros retos.

 En poco tiempo están descubriendo lo que estoy aquí contando. La de cosas increíbles y disparates que se han cometido en los últimos años con total normalidad e incluso impunidad.

 Pero lo mas grave de todo y que se acaba de descubrir es que una gran parte de los trabajadores del centro, mientras pensaban que eran contratados de larga duración, nada mas pasar por algún despacho con su flamante nombramiento de la Bolsa de Contratación de Cádiz en la mano, habían sido reconvertidos en contratadillos eventuales del tres al cuarto con contratos renovables de 3 meses. Toma ya!!!

 Esperemos que  si los sindicatos se lo permiten,  vayan arreglando todos los desmanes y vayan poniendo orden, como dice la gerente, aunque sea poco a poco y empezando por este “desagradable contratiempo”, por llamarlo de alguna manera,  con el que se han encontrado.

Por último acabaría, dedicándole a la gerente un párrafo del diálogo de la película:  

¡Se te está muriendo divinamente, te lo juro! Tenía ganas de que vinieras para poder decírtelo. Puedes estar orgullosa, ¡de verdad!, de los años que llevo de médico nunca había visto a nadie morirse tan bien como se está muriendo tu “hospital”. Qué irse, qué apagarse, con qué parsimonia. Estoy disfrutando que no te lo puedes ni imaginar... — ¿Y él sufre? — Por fuerza, seguro que sí, ¿no ves que se le está yendo la vida?

2 comentarios:

Charly® NO dijo...

Espectacular película!! aunque las cosas que pasan en el hospital de La Línea son incluso más surrealistas...cualquier día el sol saldrá por Poniente!!

Anónimo dijo...

lo tuyo va sé de los nervios, killo

Publicar un comentario

Déjame tu comentario...

El Chufla® Suscríbete